CONFESIONES :o, MUY PERSONAL

Gracias.

Algunos lo intentan; pero otros, simplemente lo consiguen. Y de esta manera, quiero agradecer a ciertas personas que, de una u otra forma, han estado presentes en esta última y determinante temporada de mi vida, y han llegado a mi corazón genuinamente. Talvez su participación haya sido puntual, pero ha marcado la diferencia. No deja de maravillarme —y hasta corro el peligro de parecer repetitiva— la cantidad de cambios que he experimentado en estos últimos años. Algunas personas que habían sido importantes en mi vida, ahora ya no forman parte de la misma. Son más un recuerdo que otra cosa. En cambio otras, sin yo siquiera imaginarlo, irrumpieron con una fuerza imposible de obviar. Gracias. Mil gracias. Porque sea cual sea mi destino, ustedes han formado parte —aunque sea con un mensaje en el momento oportuno, o un abrazo sanador, o una palabra del cielo, o con ánimos sinceros— de uno de los viajes más relevantes del proceso que es la vida.

Gracias Ana.

Gracias Amarilis.

Gracias Dámaris.

Gracias Avgustina.

Gracias Desireé.

Gracias Nana.

Gracias José.

Ustedes, en algún momento de mi historia, se convirtieron en maná del cielo.

¡Gracias por tu comentario! Un abrazo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s