Inicio » PROSA » Tragedia y silencio.

Tragedia y silencio.

Qué desastre. Qué desastre todo esto. Tu vida, tu misterio, y todos aquellos detalles que envuelven tu fatídica existencia. Todo en ti siempre ha sido trágico. Y nunca, ni aún en tus mejores momentos, la luz que emanas se ha visto carente de sendas manchas tenebrosas. Las marcas de tu dolor, son como puentes que te unen a tu presente; y así, aquel dolor, jamás te abandona. Huellas de violencia veo en tu rostro desavenido. Pesadillas son tus sueños. Desgracias, tus aventuras. Quebrantos son tus victorias. Ojalá hubiese podido estar allí, en ese justo momento, para alcanzarte. Y al alcanzarte, talvez, te podría haber salvado de lo porvenir. Pero una corazonada me advierte de que quizás ya estaba escrito: tu destino siempre naufragaría cual mensaje oculto en una botella. Con tal mala suerte, que es posible que aún al abrir la botella, el mensaje ya se hubiere desvanecido. Y, ¿quién conoce tu agonía? ¿Quién se atreve a visitarte en tu morada, para disipar tu horrenda soledad? ¿Quién, que antes no te hubiera jurado lealtad, no ha traicionado también tu corazón de niño? No ves la luz al final. Y yo tampoco la veo, oh, amigo. Pues también he sufrido lo mismo que tú. Y también sufriré tus propios años de abandono.

LbS…

Anuncios

2 pensamientos en “Tragedia y silencio.

¡Gracias por tu comentario! Un abrazo.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s